Problemas de los emprendedores dominicanos

Los 7 mayores problemas que enfrentan los emprendedores dominicanos.

El emprendedor por naturaleza pasa su vida enfrentando problemas, desde el inicio de su vida de emprendimiento hasta más allá del éxito en cada una de sus etapas. El mismo rol de un emprendedor es el de resolver problemas, innovar y cambiar paradigmas. Pero el nativo dominicano que emprende en la República Dominicana, me imagino que otros países del tercer mundo seria igual, enfrenta problemas muy particulares arraigados por la cultura y las costumbres propias del país.

Es posible que ya estés enumerando en tu mente tu propia lista de problemas muy mencionados en tu entorno, como: falta de dinero, pocas oportunidades, mi nivel social, vengo de una familia pobre, y claro no se puede quedar el favorito de todos, el gobierno. Pero la misma naturaleza del emprendedor es ver oportunidades donde otros solo ven problemas, por lo cual el éxito del emprendedor poco tiene que ver con las circunstancias externas mas bien que por las ideas y pensamientos internos.

Hay un proverbio africano que dice: “Si no hay enemigo dentro, el enemigo exterior no nos puede hacer ningún daño”.

Sin mas preámbulos debajo te dejo lo que considero son los 7 mayores problemas que enfrentan los emprendedores dominicanos.

1. Falta de visión

En mi observación a través de los años en el mundo emprendedor dominicano por lo general la gente no tiene claro para donde quiere ir o su visión es muy corta. Existe un ánimo de emprender pero sin una idea clara de cuál sería la meta final, qué es lo que se quiere lograr, qué cosas queremos cambiar y qué estamos dispuesto hacer para lograrlo. Hay un adagio muy conocido que dice: “El que no sabe a donde va, cualquier camino lo llevara allí”.

Usualmente el que emprende en este país lo que realmente busca es dinero, salir de la pobreza o alcanzar otro nivel social. Y no me mal interpretes, en realidad el dinero es muy importante y todos queremos que nuestro esfuerzo sea remunerado de forma material, pero el dinero es un resultado no un fin en sí mismo. Si el dinero es tu meta y tu visión al emprender, entonces desde que te ofrezcan un par de pesos venderías tu idea y tu visión.

¿Cómo sabes si tu visión es muy corta o qué tan comprometido estas? hazte la siguiente pregunta; si alguien fuera a comprarte tu idea, ¿por cuánto la venderías? Dependiendo la cantidad de dinero por el cual estarías dispuesto a vender, ese será el valor y la magnitud de tu visión.

2. Miedo al fracaso

El segundo en nuestra lista y solo un poco menos importante que el anterior es el miedo a fracasar. Admítelo todos le tenemos miedo al fracaso, ¿qué pasará si fracaso?, ¿qué dirán los demás?, ¿qué dirá mi familia, mis amigos, vecinos o hasta mis enemigos? Todos pensamos mucho en que dirán los demás, aunque a veces decimos con boca llena: “Realmente no me afecta lo que piensan los demás de mi”, pero la realidad es que dentro nos sentimos muy mal e inapropiados cuando los demás critican de forma destructiva y mas si es sobre algún error o fracaso nuestros.

La naturaleza misma del emprendedor es de lanzarse, intentar, cometer errores y aprender de ellos. Fracasar y aprender de los fracasos la suficientes veces, sin rendirte, hasta alcanzar el éxito. Tomas Edison, el inventor de la primera bombilla eléctrica comercialmente viable, dijo: “No he fracasado, solo he encontrado 10.000 maneras que no funcionan.”

No le temas al fracaso, el fracaso es solo una lección de cómo no hacerlo.

3. La mentalidad de víctima personal y colectiva

Te has encontrado pensando o has oído alguna vez a alguien decir: “A mi nadie me ayuda”, “En este país es imposible”, “El gobierno solo exige y no da oportunidades”, “Los hijos de papi y mami”, etc. Este es un problema grave que podría decir que tiene su fundamento en influencias externas a nuestra mente pero que finalmente se hacen parte de nuestro sistema de creencias. El mensaje subyacente es: “yo no puedo llegar al éxito porque soy una víctima del país, gobierno, familiares, amigos y de hasta instituciones financieras”, cuando en realidad soy una víctima de mi mismo.

Este problema en particular es muy destructivo para el desarrollo y el crecimiento del emprendedor. Por que el que se victimiza siempre encuentra “Razones muy válidas” por la cual rendirse o por no poder alcanzar el éxito. Uso “Razones muy válidas” entre comillas por que Confucio dijo una vez: “Aquel que dice que puede y aquel que dice que no puede, usualmente ambos tienen la razón”. Usualmente las supuestas “Razones” son solo excusas que ponemos para no exigir mas de nosotros mismos.

Esta mentalidad ha sido por décadas la mentalidad del dominicano común, pero lo curioso es que solo se refleja en personas que viven en la pobreza, el fracaso o que han logrado muy poco éxito.

No seas una víctima de ti mismo.

4. Las excusas

Otro problema muy endémico del dominicano es dar excusas. Dar una razón por la cual algo no está hecho a tiempo o con calidad esperada. Las excusas no son más que las razones que damos para no exigir más de nosotros mismos.

Todo el mundo pone excusas cuando no logra hacer lo que tiene que hacer y viene con el prefijo “Es que…”, por ejemplo: “Es que no hay dinero”,  “Es que no tengo tiempo”, “Es que el banco no me presta”, “Es que no hay oportunidades”, “Es que mi familia o amigos no me ayudan”, “Es que no tengo carro”, ”Es que murió mi tío segundo pero desde que recupere me pondré en eso”. Están estas y mas de un googol (término matemático para un 1 seguido de 100 ceros) de otras variantes.

No hay nada que destruye mas rápido la creatividad en la resolución de problemas que las excusas, por que ellas nos permiten exigir poco de nosotros mismo. Cuando te escuches a ti mismo diciendo algo con el prefijo “Es que…” detente.

Recuerda estas palabras: “Podrás tener resultados o excusas pero nunca ambas”.

5. Falta de creatividad

¿Has visto este fenómeno? Una persona emprende un negocio donde no había y no pasa un mes cuando ya tiene competencia. Eso es muy común y muy dominicano aunque no solo pasa aquí. Esto se denomina falta de creatividad y debes evitar caer en este tipo de problemas si quieres ser un emprendedor innovador y exitoso.

La naturaleza del emprendedor es la de innovar. En un sentido general innovar es solucionar problemas existentes en la forma más eficiente posible. Hay un concepto americano que dice: “Think outside the box” o “Piensa fuera de la caja”, que lo que quiere decir es: Piensa diferente, no te conformes con la norma aceptada, no aceptes una solución solo por que es lo que has estado viendo o lo que la gente ha estado haciendo por años.

Albert Einstein dijo: “No podemos resolver problemas con el mismo nivel de pensamiento con el que fueron creados”.

6. Falta de perseverancia

Si has podido superar los primeros 4 problemas que enfrentan los emprendedores dominicanos, pon mucha atención a este, este es el secreto del emprendedor de éxito.

Durante los últimos 10 años he podido observar que realmente el emprendedor dominicano genera buenas ideas y posee la motivación y el coraje para emprender pero cuando vienen las dificultades, va pasando el tiempo y la motivación se termina, se rinden. Vi a muchos colegas dejar sus empleos o cambiar su forma de negocio para emprender una nueva y ambiciosa idea y, a menos de 1 año de haber iniciado, cuando la motivación se acabo, tiraron la toalla para volver a sus vidas anteriores.

Ten en cuenta que ninguna idea o emprendimiento ambicioso se logra de la noche a la mañana; el camino es largo. Todo lo bueno y de gran valor toma tiempo en desarrollarse, sino fuese así todo el mundo lo hiciera. Siempre habrá obstáculos que enfrentar, batallas que ganar, derrotas temporales que aceptar, caídas de las cuales hay que levantarse y errores de los cuales aprender.

La motivación te inicia en el camino pero es la persistencia la que te mantiene día tras día haciendo lo que hay que hacer para alcanzar la visión, tengas motivación diaria o no.

¿Cómo puedo ser perseverante? Elige bien tu visión, la que sientas que vale la pena pagar el precio, y luego mantente cada día enfocado en el resultado de ella.

7. Tu circulo de amigos

En particular soy un fiel creyente del adagio que dice, “Dime con quien andas y te diré quien eres”. En la Biblia (Amos 3:3) dice: “Si dos personas andan juntas, es porque están de acuerdo”.

Observa bien tu circulo de amigos, ¿de qué hablan?, ¿cuáles son sus intereses?, ¿tienen alguna meta?, ¿cómo piensan?, ¿puedes notar en ellos alguno de los problemas anteriores?, ¿estás de acuerdo con ellos?.

Debes tener claro que los seres humanos somos el resultado de nuestro ambiente, el cual influye en como pensamos y en nuestros sistema de valores. En otras palabras, tu eres lo que ves, lo que lees, lo que oyes, lo que decides creer. Tu circulo de amigos, si no están enfocados en una visión, reforzarán en ti las creencias y conductas colectivas.

¿Has sentido alguna vez que tus amigos no te logran entender?, ¿que no entienden porqué dejaste tu empleo para emprender? o ¿porqué inviertes tanto tiempo en esa idea si aun no ves el dinero? No entienden como es que prefieres arriesgarte a emprender que a recibir la seguridad de un salario quincena tras quincena. ¿Que quizás, gracias a su empleo, tienen un mejor carro o casa o aun que viste mejor que tu?, ¿te dicen que tu idea no es nueva y que otros lo han intentado y han fracasado?

“Las personas que dicen que no se puede hacer, no deberían interrumpir a los que lo están haciendo.” – George Bernard Shaw

Si te ha pasado, enfócate en tu visión y rodéate de quienes estén en la misma misión que tu.

Aunque estos, a mi consideración, son los 7 mayores problemas que tienen los emprendedores dominicanos no son los únicos. ¿Cuáles otros grandes problemas has podido observar?

No deje de leer en nuestro blog: ¿Cómo manejar un inventario efectivo en 7 pasos?

Comparte

Sigue leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *